Pies en la tierra y, manos en el corazón.

sábado, 4 de abril de 2015

De todo un poco, como los locos

Están muchas cosas, como: Las típicas cadenas del presidente, que por cierto, no le veo nada de necesario. Cada Sábado es lo mismo, una opción menos para ver en la Tv. Allí está él, jactándose de las "obras" que ha realizado, y tirando indirectas para quién sabe quién, y encima, con un propósito desconocido. Me parece que es como algunas personas que deben decirle a los demás, lo bien que se la pasan para poder ceérselos así mismos.

Por otro lado: La locura no es definida, y sus razones tampoco, mucho menos está comprendida de límites. La locura es libre, te hace pensar sin parar, y hay que recalcar; No todos los locos piensan iguales. Muchas veces depende del pasado o la situación actual, naturalmente, todos estamos locos, todos alguna vez hemos cometido alguna locura o tan simple, lo hemos pensado. Para algunos esta idea es atroz; El pensar que son locos o pueden convertirse en uno.

Todos seríamos capaces de matar, ¿Acaso tú no? Expondré un ejemplo súper sencillo. Imagina: Algún ser querido se encuentra en apuros, logras verlo, y tienes la oportunidad de poder salvar a aquella persona, pero te encuentras solo, no puedes salir del lugar, peor llamar a alguien, ¿Qué harías? Exacto, lo que pensé, obviamente lo harías, por defensa propia, pero lo harías. Aquí viene el famoso dicho "nunca digas nunca".

Y como siempre, Los amores imposibles, van y vienen, ¿Por qué le llaman "imposibles"? ¿No dicen que uno debe luchar por lo que quiere? Si realmente lo quieres: Lucha. Si tienes un poco de certeza que no se desvanecerá su querer: Intenta. Si no quieres lastimar al ser amado o al que lo hace imposible: Piensa. No permitas que se convierta en una confusión, con el riesgo que sea una simple atracción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario